La agenda prioritaria de Jair Bolsonaro genera interés en pocos brasileños

Según datos del instituto Datafolha, una parte significativa de la población discrepa de los temas centrales de su plataforma

Mauro Paulino e Alessandro Janoni

De una primera lectura de los resultados de la encuesta nacional del instituto Datafolha, divulgada el pasado mes, se desprende un alejamiento de la opinión pública brasileña con relación a la agenda del mandatario Jair Bolsonaro (PSL).

 

A pesar de que Bolsonaro conquistó la mayoría de los votos y mantiene positiva la expectativa del electorado sobre su gestión, la posición de los votantes, en cuanto a las tesis defendidas por su equipo en pronunciamientos, no ofrece el apoyo equivalente.

Con excepción de la temática del control de inmigrantes y de la reducción de la mayoría de edad penal, puntos clave de la agenda bolsonarista como Escuela sin Partido, la tenencia de armas y el acercamiento al gobierno de EEUU son reprobados por una parte significativa de la población, con porcentajes próximos al 70% .

También cuenta con altos índices de rechazo: la reducción de tierras indígenas, las medidas contra el medio ambiente, la privatización de empresas nacionales y la pérdida de derechos laborales.

Con estos datos, cabe preguntar: ¿cómo Bolsonaro consiguió ganar las elecciones con un cisma de ese tamaño entre representante y representados?

El proceso de decisión del voto está compuesto por variables como evaluación de competencia, valores morales y conciencia de clase o grupo.

Dependiendo de las características de los escenarios político, social y económico, uno u otro factor obtiene mayor peso en el cálculo del ciudadano a la hora de definir su candidato.

Es decir, el elector no tiene que estar de acuerdo con todas las propuestas de gobierno de un candidato para elegirlo. Puede discrepar de la mayoría, pero valora tanto un determinado punto del proyecto que acaba optando por él.

Para ilustrar este comportamiento, eliminando la superposición de respuestas de los entrevistados, se llega al 86% de los brasileños que apoyan por lo menos 1 de las 13 tesis bolsonaristas abordadas por Datafolha en la encuesta de diciembre. En el extremo opuesto, sólo el 1% es contrario a todas ellas.

 

Traducido por AZAHARA MARTÍN ORTEGA

Lea el artículo original