Maestro de la dialéctica, el sociólogo Francisco de Oliveira muere a los 85 años

El influyente nombre de las ciencias sociales ayudó a fundar el PT, pero se decepcionó con la agrupación después de la victoria de Lula

NAIEF HADDAD
São Paulo

En 1992, el crítico literario Roberto Schwarz escribió un texto homenaje al sociólogo y economista Francisco de Oliveira, que se convirtió en profesor de la USP en aquella época.

"El marxismo agudiza el sentido de la realidad de algunos y embota el de otros. Chico obviamente pertenece muy bien al primer grupo", dijo Schwarz sobre su amigo. Y añadió: "Chico es un maestro de la dialéctica".

El sociologo Francisco de Oliveira - Folhapress

La academia brasileña acaba de perder a su "maestro de la dialéctica". El Pernambuco Francisco María Cavalcanti de Oliveira,  conocido como Chico de Oliveira, murió a la edad de 85 años al amanecer del miércoles (10).

Como uno de los nombres más influyentes en ciencias sociales en Brasil desde la década de 1960, Oliveira publicó ensayos que se han convertido en referencias, como "Crítica de la razón dualista" (1972), "Elegía para una Re (li) gión" (1977), y "El Ornitorrinco" (2003). Asimismo, cosechó una notable presencia en instituciones como USP y Cebrap (Centro Brasileño de Análisis y Planificación).

El año 2003 es decisivo para entender la trayectoria intelectual y política de Oliveira. Fue durante este período cuando publicó uno de sus textos fundamentales, el ensayo "El Ornitorrinco".

"A grandes rasgos, el medio animal-mitad reptil, mitad mamífero-, es como la sociedad brasileña, ya no está subdesarrollado, aunque sin condiciones para un arreglo capitalista moderno y menos desigual".

Ayudó a fundar el PT en 1980, pero estaba profundamente decepcionado con el partido cuando Lula se convirtió en presidente. También estuvo en el núcleo de la creación del PSOL en 2004, sin embargo, pronto se desencantó con el acrónimo.

Nacido en Recife en 1933, se graduó en ciencias sociales en 1956 en la antigua Facultad de Filosofía de la Universidad de Recife, hoy, Universidad Federal de Pernambuco.

Traducido por AZAHARA MARTÍN ORTEGA

Lea el artículo original