PUBLICIDAD

Siga-Nos

Las últimas galerías de fotos

Marcas de tensión Marcas de tensión

Publicado en 11/04/2016

Mercado Brasileño

18h08

Bovespa

+1,41% 95.923

16h43

Oro

0,00% 117

17h00

Dólar

-0,27% 3,9230

16h30

Euro

+0,49% 2,65250

PUBLICIDAD

Riesgo de mal equino perjudica al hipismo olímpico en Brasil

29/02/2016 - 15h55

Publicidad

MARCEL MERGUIZO
PAULO ROBERTO CONDE
DE SÃO PAULO

El riesgo de muermo, una enfermedad equina letal, impacta en la programación de todos los países que participarán en las pruebas hípicas de los Juegos de Rio-2016, pero perjudica especialmente a Brasil.

El Gobierno federal ha clausurado diversos haras en Brasil debido a ese mal, que es transmitido por la bacteria burkholderia mallei. El local de competencia, el complejo Deodoro, fue aislado por seguridad. Las delegaciones sólo podrán ingresar al lugar unos días antes de los Juegos Olímpicos.

Tal decisión eliminó la posibilidad de que la selección brasileña tuviera la ventaja preliminar de competir en casa.

En el equipo de saltos, los destacados medallistas olímpicos Rodrigo Pessoa y Álvaro "Doda" de Miranda Neto, debieron revisar su preparación y hasta improvisar.

Su director, Caio de Carvalho, dijo que el plan era que los jinetes y sus caballos, que están en Europa, "llegaran al menos un mes antes (de los Juegos de Rio) para entrenar en Brasil".

A partir de este cambio, la delegación desembarcará en Rio recién el 8 de agosto, tres días después de iniciado el evento.
La aclimatación en Brasil sería una ventaja sobre los competidores, dijo el dirigente. El grupo logró el quinto lugar en los Juegos Ecuestres Mundiales de 2014 y fue medalla de bronce en Atlanta (1996) y Sydney (2000) y ahora es candidato a una nueva medalla.

La solución fue hacer el ajuste final en el exterior. "Doda" entrenará en Valkenswaard, Holanda.

"La selección podría llegar a Brasil para entrenar antes de los Juegos, pero los caballos no podrían volver a Europa debido a las leyes y porque todos viven allá", dijo Carvalho, jinete olímpico en Los Angeles 1984.

Uno de los representantes de Brasil en el equipo de adiestramiento en los Juegos Panamericanos 2015 y en el Mundial 2014, el jinete Pedro Almeida, de 22 años de edad, debió adaptar su entrenamiento para encontrar una vacante en los Juegos.

"Europa prohibió la entrada de caballos provenientes de Brasil. Tenemos que hacer una cuarentena antes de ir a Alemania", explica el joven, que está en Argentina con su hermano gemelo Manuel, a la espera del embarque para las competencias europeas.

"Si se identifica algún caballo con síntomas, no podrá participar de los Juegos. Por eso, los equipos de CCE (Concurso Completo de Equitación), saltos y adiestramiento ya están fuera de Brasil y permanecerán hasta los Juegos", explicó.

Puesto que los caballos de los hermanos son de su propia crianza en Brasil, han debido de hacer una escala en Argentina. Su hermana mayor, Thaisa Almeida, de 26 años, prefirió cumplir la cuarentena en Estados Unidos. Ya Luiza, de 24 años, que compitió en las últimas dos Olimpíadas, está entrenando en Alemania.

"Deodoro presenta un serio problema de muermo y por eso ningún caballo o jinete quiere entrenar allí", dijo Pedro Almeida.

El lugar, que será sede de las pruebas hípicas de rio-2016, realizó unas pruebas en agosto de 2015, pero sin extranjeros.

En la ocasión, participaron dos caballos provenientes de un haras de São Paulo clausurado por sospecha de muermo. El dueño de los animales había presentado exámenes negativos válidos por 60 días.

El Ministerio de Agricultura, Ganadería y Abastecimiento informó que no registró indicios de muermo en los caballos en Deodoro antes de la preparación del lugar para los Juegos Olímpicos, según la FEI (Federación Ecuestre Internacional).

"Como precaución adicional, todos los caballos del ejército en Deodoro pasaron por nuevos exámenes. El reporte que recibimos indica que todas las muestras presentaron resultados negativos", dijo la FEI a Folha.

Se montará un corredor sanitario entre el aeropuerto internacional de Rio y las instalaciones de Deodoro para reforzar la seguridad de los caballos que llegarán de Europa.

Como parte de las medidas de bioseguridad, las áreas olímpicas están cerradas desde el 29 de enero. Los caballos llegarán a Rio a partir del 29 de julio, informó la FEI.

La Confederación Brasileña de Hipismo (CBH) confirmó que las instalaciones están aisladas. "La seguridad sanitaria está garantizada por el vacío. No hay caballos en Deodoro hace ocho meses. Por tanto, el lugar está libre de enfermedades", dijo Luiz Roberto Giugni, presidente de la entidad.

"La CBH, junto con el Comité Olímpico de Brasil y el Ministerio del Deporte, envió la gran mayoría de sus caballos para entrenar en el exterior. Los animales en Brasil continúan con su preparación habitual. Están en clubes y carruseles (lugares de entrenamiento) controlados y libres de la enfermedad", afirmó.

Traducido por CARLOS TURDERA

Lea el artículo original

Ricardo Borges/Folhapress
Evento test de hipismo en el parque olímpico Deodoro
Evento test de hipismo en el parque olímpico Deodoro

Gracias!

Close

¿Está interesado en las noticias de Brasil?

Suscríbase a nuestra newsletter en español, enviada los días hábiles, y manténgase informado sobre las noticias de Brasil.

Cancelar