Encuentro conservador consolida a Eduardo como sucesor político de Bolsonaro

El hijo del mandatario fue aclamado durante un evento importado de EEUU

Análisis

Fábio Zanini
São Paulo

La primera edición brasileña de la Cpac (Conferencia de Acción Política Conservadora), el principal encuentro conservador estadounidense, trajo consigo el esperado repertorio de críticas a los medios de comunicación, las típicas acusaciones de un supuesto dominio cultural marxista y los llamamientos a la unidad de la derecha.

Ya a largo plazo, consolidó al diputado federal Eduardo Bolsonaro (PSL-SP), de 35 años, como el sucesor político de su padre.

Derrochando desenvoltura como maestro de ceremonias del evento, Eduardo fue en gran parte el responsable de importar las jornadas, que se llevan a cabo en Estados Unidos, desde 1973. Su soltura era tal que el sábado por la noche, era recibido por la audiencia al grito de “pequeño mito” [referencia a su padre que es llamado de mito por simpatizantes] durante la clausura del evento.

El diputado Eduardo Bolsonaro durante un momento del encuentro CPAC (Photo by NELSON ALMEIDA / AFP) - AFP

Durante los dos días de encuentro, el diputado alternó ejemplos de puro bolsonarismo, atacando a los enemigos de su padre y propagando banderas conservadoras, con momentos inesperados de carisma.

Eduardo, nominado (aún informalmente) embajador de Brasil en Estados Unidos, brilló solo, tal vez como una estrategia del propio clan. La presencia de Jair Bolsonaro, que fue confirmada, fue cancelada poco antes del inicio. El mandatario prefirió ver el partido entre el Palmeiras y Botafogo, en el estadio de Pacaembu.

​La enorme cola que se formaba en cada descanso de la conferencia para hacerse selfies con el diputado federal fue una muestra de que es el hijo "03" el que tiene más probabilidades de ser elegido heredero político del presidente en 2026. O 2022, si Bolsonaro, por alguna razón, no puede postularse.

La segunda edición brasileña de Cpac, en 2020, está garantizada. El contrato de adhesión fue firmado en el escenario por Eduardo Bolsonaro y Matt Schlapp, presidente de la American Conservative Union, propietario de la marca.

Y para delirio de sus simpatizantes, Eduardo imitó a su padre usando una pluma Compactor, en represalia contra el gigante francés Bic.

Traducido por AZAHARA MARTÍN ORTEGA

Lea el artículo original