Calificada de 'robo' por Bolsonaro, la tarifa turística de Fernando de Noronha aumenta

La tarifa subió de R$ 212 a R$ 222, para diez días de esancia

João Pedro Pitombo
Salvador

Tres meses después de que el presidente Jair Bolsonaro (PSL) calificara las tarifas en el Parque Nacional Marino Fernando de Noronha de "robo", el Gobierno Federal decidió reajustar la cantidad cobrada a los visitantes de este y otros nueve parques federales.

A partir del 1 de noviembre de este año, los turistas que visiten Fernando de Noronha pagarán una tarifa turística de R$ 222 por hasta diez días de acceso al parque nacional. Actualmente, la tarifa es de R$ 212.

Los visitantes brasileños tienen un 50% de descuento y pagarán una tarifa de R$ 111, antes, el monto era de R$ 106.

Archipiélago Fernando de Noronha - ICMBio

En julio, el presidente Bolsonaro publicó en sus redes sociales que la tarifa "era un robo" y tenía la intención de revisarla.

 "Esto explica la falta de turismo en Brasil", escribió el presidente en la publicación, junto a un video en el que un hombre decía que la playa local estaba vacía, incluso cuando se había llegado al límite de visitantes.

Tras la declaración de Bolsonaro, el ministro de Medio Ambiente, Ricardo Salles, incluso visitó la región. Sin embargo, en una reunión con la empresa Econoronha, que se encarga de cobrar la tarifa de visita a las playas del parque marino del archipiélago, no presentó ningún plan para recalcular la tarifa.

La tarifa es cobrada desde 2012. Según ICMBio, brazo del Ministerio del Medio Ambiente responsable de la conservación de la fauna y la flora, el 70% de la tarifa turística se invierte en infraestructura, señalización y mantenimiento de los senderos del parque nacional.

Traducido por AZAHARA MARTÍN ORTEGA

 

Lea el artículo original