PUBLICIDAD

Siga-Nos

Las últimas galerías de fotos

Marcas de tensión Marcas de tensión

Publicado en 11/04/2016

Mercado Brasileño

17h38

Bovespa

-1,19% 130.122

16h43

Oro

0,00% 117

17h00

Dólar

+0,78% 4,9711

16h30

Euro

+0,49% 2,65250

PUBLICIDAD

No hay que culpar solo a la FIFA por los problemas de Río

10/01/2014 - 11h41

Publicidad

PAULA CESARINO COSTA
COLUMNISTA DE FOLHA

"Fuera FIFA. Basta de cobardía. Queremos un lugar donde vivir", gritaban los manifestantes que cerraron una avenida en la Zona Norte de Río para protestar contra los desalojos.

Se trataba de familias que vivían próximas al área del Maracanã que invadieron casas abandonadas por la alcaldía, que removió a los habitantes hace más de tres años, pero nunca terminó con la demolición. ¿Es la FIFA o la alcaldía la que va a dejar a Río bajo los escombros?

Los habitantes protestaron por la falta de agua por días, semanas y hasta meses. La compañía estatal proveedora de agua (CEDAE) no soluciona el problema, su obligación básica.

Otros hicieron fogatas para llamar la atención sobre sus comunidades sin energía. Las concesionarias Light y Ampla buscan explicaciones, pero sobrepasaron los límites de falta de energía fijados por la Agencia Nacional de Energía Eléctrica (ANEEL).

En la turística Copacabana, los autos tienen que esquivar montañas de basura, todavía no incendiadas, para estacionar en la avenida paralela a la avenida Atlántica.

Cuando todavía era un nombre a veces manchado por la crítica, y no por aquellos que hacen graffities sobre estatuas, Carlos Drummond de Andrade, escribió en "Elegía Carioca", que vivir en Río es una "letra de cambio que siempre se renueva".

"El sol de la playa paga nuestras deudas de clase media mientras multitudes colgadas de trenes eléctricos desfilan interminablemente entre la vida y la muerte, fútbol".

Hoy, el carioca lee a aquel que pinta graffities y que emula al poeta minero a su manera: "Fui crimen, seré poesía", escribieron con aerosol a algunos metros de la estatua, que hace aún más linda a la costanera.

A la FIFA se la culpa de muchas cosas: exigencias absurdas, estímulo a los oligopolios, poca transparencia. Pero, en relación con los problemas de Río, hay villanos con culpas de larga data.

"Fuera FIFA" es un eslogan de los que protestan y que la propia entidad se va a encargar de cumplir. En julio, ser irá -más rica, es verdad-. Y Río va a quedarse con sus problemas.

Traducido por NATALIA FABENI

Lea el artículo original

Gracias!

Close

¿Está interesado en las noticias de Brasil?

Suscríbase a nuestra newsletter en español, enviada los días hábiles, y manténgase informado sobre las noticias de Brasil.

Cancelar