Odebrecht no paga multa en el extranjero

República Dominicana amenaza con reanudar investigaciones de corrupción

Raquel Landim Rogério Gentile
São Paulo

Odebrecht S.A. no pagó el tercer plazo de la multa impuesta por corrupción por parte de la Fiscalía General de la República Dominicana.

Según el acuerdo de clemencia firmado en 2017, se esperaba que la compañía compensara al país con US$ 180 millones, el doble de lo que gastó en sobornos entre 2001 y 2014 con el fin de obtener contratos de obras públicas.

Debido al acuerdo y al compromiso del pago de la multa, la República Dominicana suspendió las acciones penales contra la compañía, sus subsidiarias, accionistas y directores, entre otros miembros del conglomerado.

Dado que la empresa no realizó el importe de la tercera cuota de US $ 32 millones, cuyo plazo expiró en julio, la República Dominicana, en una demanda presentada ante el Tribunal de São Paulo, advirtió que puede reabrir los procesos contra la compañía.

Sede de Odebrecht SA en São Paulo. REUTERS/Amanda Perobelli - REUTERS

Odebrecht S.A paralizó los pagos de multas porque optó por incluir al país caribeño en la lista de acreedores de su holding, conocido como ODB, y otras 21 compañías del grupo, el más grande de la historia corporativa de Brasil.

De acuerdo con la ley brasileña desde 2005, el mecanismo de reorganización judicial se pone en marcha cuando la empresa no puede pagar sus deudas y trata de evitar la quiebra: Odebrecht S.A.tiene pasivos de aproximadamente R$ 98,5 mil millones.

A partir de un pedido de recuperación, el tribunal suspende por un periodo de 180 días acciones y ejecuciones. Pasado este plazo, la empresa tiene que presentar un plan de pago para ser revisado por la junta de acreedores. Si no se acepta la propuesta, se declara la quiebra.

La República Dominicana fue la única multa por casos de corrupción que debía a países extranjeros incluidos en la recuperación judicial, porque un acuerdo de indulgencia finalmente se selló con el holding ODB. En los demás países, Panamá, Ecuador, Perú y Guatemala, los contratos se firmaron con la OEC, el brazo de construcción e ingeniería del grupo.

Traducido por AZAHARA MARTÍN ORTEGA

Lea el artículo original